Inicio Nosotros Galería Eventos Reglamento Consejos Contáctanos
 
 

"Que no se acabe esta raza
de los hombres de a caballo
O que acabe yo primero,
y no me toque llorarlo"


Fragmento del poema "Que no se acabe esa raza"
de Delfín Sánchez Juárez

   
 

<<Marzo 2013>>
L M X J V S D
123
45678910
11121314151617
18192021222324
25262728293031
Mes:
Año:

 
10-10-2009
Rio Salado, Guerrero
   
25-09-2009
Temascaltepec, Edo. de México
   
 
Descanso de los caballos
     
  Al igual que el hombre el caballo necesita dormir, pero necesita sólo unas cuatro horas de...
   

Leer mas

     
Ayudas y castigos
     
  Cuando estamos entrenando a un caballo para cualquier disciplina hípica siempre debemos tener...
   

Leer mas

     

Ver todos

 
 
 
Reglamento
 

DEL ORGANIZADOR DE LA CABALGATA

  • El organizador de la cabalgata es la autoridad máxima durante el desarrollo de esta.
  • El organizador de la cabalgata es el responsable de cumplir con todos los compromisos establecidos en la convocatoria de la misma.
  • El organizador de la cabalgata se reserva el derecho de admisión de acuerdo a los lineamientos establecidos en su convocatoria.
  • Para protección de todos los participantes, el organizador de la cabalgata se reserva el derecho de no permitir montar a cualquier persona que demuestre insuficiencias en su habilidad ecuestre ó cuyo comportamiento ponga en riesgo la seguridad de ellos mismos, de los otros jinetes ó de los caballos.
  • El organizador se reserva el derecho de impedir la participación de un caballo si a su “leal saber y entender” considera que el caballo no cumple con los requisitos establecidos en la convocatoria de esa cabalgata.

DE LA RESPONSABILIDAD DE LOS JINETES PARTICIPANTES

  • Todos los jinetes que participan en una cabalgata tienen cierta responsabilidad para con el organizador de la misma y hacia las otras personas que participan en ella.
  • Los jinetes participantes son responsables de haber seleccionado una cabalgata que sea apropiada para su interés y nivel de monta.
  • Los jinetes participantes son responsables de entender los requerimientos específicos para la cabalgata que han escogido.
  • Los jinetes participantes con problemas médicos especiales son responsables de informar al organizador con detalle acerca de estos temas, previamente a realizar su inscripción a la cabalgata.
  • Los jinetes participantes son responsables de informar por escrito al organizador en caso de no desear que las fotos en donde aparezca puedan ser utilizadas como material de promoción.
  • Los jinetes participantes de manera personal son responsables de organizar su traslado al lugar indicado como punto de reunión y viceversa.
  • Los jinetes participantes son responsables de entender “lo que sí está y lo que no está” incluido en la tarifa de la cabalgata escogida y que se encuentra perfectamente descrito en el itinerario detallado de la cabalgata seleccionada.
  • Los jinetes participantes en una cabalgata aceptan como suya la responsabilidad de contar con todo el equipo necesario (caballo, montura, bridas, almartigón) así como con el personal de apoyo que pudiera requerir (caballerango, chofer).
  • Los jinetes participantes son responsables de que sus caballerangos y choferes mantengan una conducta amable, correcta y apropiada en todo momento tanto para con los jinetes como para con los otros miembros de los equipos de apoyo.

DEL GUÍA, LOS CAPORALES Y LOS MAYORALES

  • El guía, los caporales y los mayorales serán presentados por el organizador de la cabalgata a todos los jinetes participantes al momento del inicio de la cabalgata y deberán contar con algún tipo de marca o señalamiento (brazalete de color, chaleco llamativo, sarape de color en la montura) con el cual los jinetes puedan fácilmente identificarlos.
  • El guía, los caporales y los mayorales deberán contar con equipo de radio de intercomunicación, y harán del conocimiento de todos los participantes la frecuencia en la cual se comunicarán de manera que todos aquellos jinetes que cuenten con radio puedan sintonizar la misma frecuencia.
  • El guía, los caporales y los mayorales son la máxima autoridad durante la cabalgata y tendrán siempre las facultades necesarias para decidir si un jinete o un caballo están o no en condiciones de continuar en ella una vez que esta se ha iniciado.
  • El guía, los caporales y los mayorales darán las indicaciones tanto en lo que respecta a la ruta a seguir como en cuanto al paso en que se desarrollará la cabalgata y la manera en que se deban de comportar todos los jinetes participantes.
  • El paso de la cabalgata será siempre decidido por el guía, los caporales y los mayorales por lo que todos los jinetes participantes estarán obligados a respetar las decisiones que ellos tomen a ese respecto.
  • La velocidad de la cabalgata no la fija el caballo más lento ni tampoco la establece el caballo más rápido. El guía, los caporales y los mayorales son los únicos indicados para decidir en que momento se realizarán trotes o galopes en los cuales todos los jinetes deberán de participar.
  • No se realizarán trotes ni galopes sin la autorización del guía, los caporales y los mayorales, y en caso de que atendiendo la petición de alguno de los jinetes ellos autoricen un cambio en el ritmo programado para la cabalgata, todos los demás jinetes deberán de unirse al ritmo autorizado.
  • En todo momento los jinetes están obligados a respetar la autoridad del guía, los caporales y los mayorales, atendiendo siempre a sus indicaciones e instrucciones.
  • Todos los jinetes participantes, sin excepción de ninguna clase, deberán poner especial cuidado en no rebasar al guía, caporal o mayoral que vaya encabezando al grupo.
    • En caso de que algún jinete no quiera mantener el paso de la cabalgata, ya sea porque su caballo sea muy lento o muy rápido, el guía, los caporales y los mayorales tendrán siempre la autoridad para prohibirle continuar con el grupo.

DE LA ACTUACIÓN DE LOS JINETES DURANTE LA CABALGATA

  • Todos los jinetes deberán de mantenerse reunidos en un solo grupo compacto, de manera que se facilite el poder controlar lo que esté sucediendo con caballos y jinetes durante el desarrollo de la cabalgata.
  • Todos los jinetes deberán esforzarse para no perder de vista al guía, al caporal o al mayoral más cercano a la vez que los jinetes de la retaguardia no deberán de perder de vista a los jinetes de la vanguardia.
  • En veredas angostas todos los jinetes deberán poner especial cuidado en no perder de vista al jinete de enfrente para así evitar perder la ruta.
  • En veredas angostas se les pide a los jinetes su cooperación para que pasen la voz a los jinetes de retaguardia con las indicaciones del guía respecto a detalles del camino. Así mismo todos aquellos jinetes que cuenten con equipo de radio de intercomunicación deberán hacer saber a los jinetes de su alrededor de las indicaciones o reportes que se transmitan por vía radiofónica.
  • En caso de que se tenga que hacer un alto durante la jornada, todos los jinetes deben procurar mantener a sus caballos con un mínimo de 2 a 3 metros de distancia respecto a los otros caballos para así evitar patadas, mordidas o cualquier otro tipo de incidentes peligrosos.
  • En todo momento los jinetes serán responsables de mantenerse alertas respecto a alambres de púas o eléctricos que puedan estar tirados en el camino así como estacas, zanjas, hoyos, ramas bajas, espinas y otras cosas peligrosas que puedan lastimar a su caballo o a ellos mismos.
  • En caso de requerir un alto por alguna razón determinada, es recomendable avisar al guía o a los caporales de manera que estos ordenen un alto total del grupo para ayudar a quien así lo requiera. De esta manera se evita que el grupo se separe y pueda existir el riesgo de que algún jinete se extravíe.
  • Es obligación de todos los jinetes que participan en una cabalgata el recoger toda la basura que pueda generarse durante el trayecto, especialmente durante el almuerzo o comida.

DE LOS CABALLOS PARTICIPANTES

  • Para beneficio de caballos y jinetes, en todas las cabalgatas es requisito obligatorio hacer saber a los integrantes del grupo acerca de la presencia de caballos enteros y de caballos que patean o muerden, por lo tanto:
    Los caballos enteros deben llevar moños azules en la crin y la cola.
    Los caballos que patean y/o muerden deben llevar moños rojos en la crin y la cola.

DE LA RESPONSABILIDAD DE LA FEDERACIÓN

  • Ni la Federación Mexicana de Cabalgatas, A.C. ni el organizador de una cabalgata son responsables de accidentes que pudieran suceder durante el trayecto y en los cuales pudieran resultar lastimados caballos, jinetes, familiares o personal de apoyo.
  • Cada jinete acepta participar en la cabalgata bajo su propio riesgo y asume en lo personal la responsabilidad en caso de accidentes o imponderables.
  • No se hará ningún reembolso al participante que haya sido rechazado por alguna de las razones mencionadas ó por no querer ó no poder completar el itinerario programado para la cabalgata en que se inscribió. Como dice el refrán: "Sobre advertencia no hay engaño".